9 de febrero de 2015

Ahora

Ahora que no sé
porque soy grande
y puedo no dormir cuando la bronca o el asco 
suman minutos a la conciencia y la sensatez

Ahora, que cumpliré más años
y sé que la menopausia  y la angustia
pueden copular con el deseo

ahora
y no antes

puedo pedir perdón
puedo decir no

dejar de existir sin más rastro que la queja de los vecinos

desaparecer 
a pesar de las facturas impagas
de la soberbia 
de los vencimientos

extinguirme
pese a todo.

-Fotografía, Karl-Struss-


4 comentarios:

  1. A veces es tan necesario desaprender para aprehenderse... y tan difícil lo contrario! Gracias Daniela por ofrendar tu angustia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eso: desaprehender para ver y ser capaz de reconocerNos. A pesar de los espejos, de las sentencias y los dolores: Dasein. A Vos, Mis Gracias.

      Eliminar
  2. Ahora, que a nadie más le importo, y no antes, cuando todavía alguien me importaba.

    Suerte

    J.

    ResponderEliminar
  3. No. Ainda -todavía- que pervivo y soy amada. Ainda, cuando la voz resuena, y la palabra y los silencios. Ainda, que puedo ser caleidoscópicamente más doliente. Ainda, Siempre.
    Saludos, José.

    ResponderEliminar

Por esta travesía, Gracias.